Reseña: Marriage Story

Los seres humanos somos idiotas por naturaleza. Cuando podemos aprender algo, preferimos el camino fácil y cuando la tenemos fácil preferimos hacernos la pinche vida imposible. Esta es la historia de Nicole y Charlie Barber y estos son los #Cinexcepuntos de Marriage Story:


43
43 shares, 43 points

Los seres humanos somos idiotas por naturaleza.

Cuando podemos aprender algo, preferimos el camino fácil y cuando la tenemos fácil preferimos hacernos la pinche vida imposible.
Esta es la historia de Nicole y Charlie Barber y estos son los #Cinexcepuntos de Marriage Story:

Refleja el desgaste que lo cotidiano causa en nuestras vidas de pareja. El que no empatice con un Adam Driver greñudo y enojado o con una Scarlett Johansson ojerosa y asustada es un pejesapo espinoso de las profundidades y sin aparear.

Lo que me lleva a las actuaciones del matrimonio en pantalla. No sé si sea lo mejor de ambos, pero al menos en el top 3 sí que está. – Llega a ser incómoda e irracional. Como toda relación en algún punto.

Si con The Meyerowitz Stories Noah Baumbach no se ganó un lugar en los directores favoritos de Netflix, con está seguro firma para darle a otras 3 películas con la N.

Chinguen a su madre todos los abogados (Nomás por estos 2 minutos de texto. En cuanto acaben de leer van y la deschingan).

Si tienen pareja, véanla en pareja. Si no tienen pareja, véanla con una ollita de vino caliente para que cuente como su primera posada prenavideña.

Así pues, lo que muchos han etiquetado como un nuevo Kramer vs Kramer, viene a forjarse su propia senda. Porque pocos se van a tomar el tiempo de revisar otras cintas con la misma temática. Porque vivimos en la época del consumo rápido y dos semanas después del estreno ya vamos a estar todos con The Witcher y así, algo nuevo cada quincena hasta que nos diagnostiquen cáncer de ojo.

Ahora bien, si su vida ya es suficiente drama y no quieren verla, aquí les dejamos un video del nyan cat volando el corredor de Kessel en 12 parsecs.

¿Te gustó? ¡Apóyanos en Patreon!

0 Comments

Deja un comentario